Personal Toggle

Escolapias FS, fin de ciclo.

DSC_1019

Hace 3 años un grupo de alumnos llamo a mi puerta. Querían hacer un equipo de fútbol sala. Ese grupo lo formaban chicos que llevaban mucho tiempo alejados del deporte o que venían rebotados de otros, principalmente del fútbol.

Tras un pequeño periodo de pruebas decidimos tirar hacia adelante.

La primera temporada competimos en la Liga de Escuelas Católicas de Madrid tras un inicio titubeante y un periodo de adaptación terminamos la primera fase en mitad de tabla. La 2a parte de la temporada empezamos a funcionar, no perdimos ningún partido y finalizamos primeros de nuestro grupo.
A partir de aquí seria otra historia.

Estábamos preparados para nuevos retos. Surgió la posibilidad de unirnos al Club J3 Ayllón y competir en su plaza en la 1a Regional Juvenil de Madrid. Y ahí estábamos un grupo de amigos dispuestos a competir por primera vez en competición federada.

El grupo no era fácil, con varios equipos filiales de las mejores canteras de la Comunidad de Madrid. Pero ahí estábamos nosotros, para ponérselo difícil a cualquiera ganando incluso el partido de nuestro debut.

A partir de aquí superamos importantes dificultades. Sin sitio para entrenar. Nos las hemos apañado para trabajar en pista exterior (un día a la semana, si, un equipo juvenil) y después competir en una instalación que sólo pisábamos una vez cada 15 días.

Y sobre todo las lesiones. Vía crucis particular. Una operación de ligamento cruzado, otra de ligamento peroneal. Dos jugadores toda la temporada en el dique seco. Tres esguinces de rodilla. Esguinces de importante consideración. Complicaciones que no dejan en muy buen lugar a su preparador físico. Las lesiones nunca viene bien, en nuestro caso ha sido una losa difícil de superar.

A pesar de todo, prácticamente desde el inicio aseguramos la permanencia en la categoría y más allá de eso conseguimos una gran progresión en el juego como equipo, y sobre todo, en el aspecto individual de cada jugador, que al fin al cabo desde mi punto de vista es lo más importante.

Considero la categoría juvenil una de las más bonitas, donde formación y competición se integran al 50% cada una.

Con estas líneas agradezco a toda la familia de Escolapias Fs (jugadores y padres) su implicación, esfuerzo e ilusión invertidos en cada fin de semana, al fin y al cabo el fútbol sala siempre es lo de menos.

El último partido de esta liga nos volvió a demostrar lo que hemos crecido, una vez más, superando dificultades hasta para poder completar una convocatoria.

Agradecimiento especial a Jesús y David, sin los que está aventura se habría antojado imposible.

Y a los verdaderos protagonistas: Javi, Jorge, Fran, Saúl, Arturo, Cannavaro, Andrés, Óscar, Marquitos, Sergio, Chuso, Borja, Pablo, Michael, Marcos y Luisen.

1,2,3.. Nosotros !

Volveremos a juntarnos.

IMG_0519

Captura de pantalla 2014-05-14 a la(s) 11.40.03

Leave a Reply